14/06/2016

Oscar Schiappa-Pietra: "Lo que hay que evitar a toda costa y a todo costo en Venezuela es una ruptura violenta"

Tiempo Global 20.2Tiempo Global, el programa de radio del Instituto de Democracia y Derechos Humanos de la Pontificia Universidad Católica del Perú, conducido por Ramiro Escobar, presentó, como cada semana, entrevistas sobre temas de actualidad nacional e internacional.

Oscar Schiappa – Pietra, jefe del área académica de Gestión del País y Organismos Internacionales en CENTRUM Católica, comentó la situación imperante en Venezuela, a raíz del pedido del secretario general de la Organización de Estados Americanos, Luis Almagro, para aplicar la Carta Democrática Interamericana para este caso.

El especialista en temas internacionales explicó en qué consiste la Carta Democrática Interamericana. “Se trata de un instrumento desarrollado en el marco del sistema de la OEA, para fortalecer la democracia y establece un mecanismo de carácter colectivo cuando se produzcan interrupciones del orden constitucional. Si bien ha tenido una implementación pobre hasta ahora, el caso venezolano la pone a prueba”.

Schiappa – Pietra indicó cuales son los mecanismos que posee la Carta Democrática Interamericana. De un lado, ante posibilidades de amenazas externas al propio gobierno, los países pueden solicitar asistencia técnica a la OEA. De otro lado, frente a situaciones donde el propio gobierno es el responsable del debilitamiento democrático, el secretario general o el Consejo Permanente de la organización solicita la autorización para enviar una misión de análisis, lo que supone un reconocimiento de responsabilidad. También precisó los alcances de la competencia del secretario general: “la OEA es un organismo intergubernamental, por lo que se guía por las decisiones de los países miembros y depende de la correlación de fuerzas”. A su criterio, la correlación de votos está variando por los cambios políticos en algunos países de la región como Argentina, Brasil y Perú. También indicó que se puede llegar a que la ruptura o alteración del orden constitucional puede ser un obstáculo para participar en la Organización de Estados Americanos, lo que supondría la decisión política de la Asamblea para suspender a un país en su condición de miembro.

Para el jefe del área académica de Gestión del País y Organismos Internacionales de CENTRUM Católica, el aislamiento internacional angosta el margen de maniobra económico y político para el presidente Nicolás Maduro. “El problema de las autocracias seriamente comprometidas con la corrupción es que no tienen una ruta de salida, pues buscan impunidad para evistar responder a la justicia. El diálogo con la oposicion implica ciertos niveles de compromiso con los valores democráticos que no se ven con las maniobras para postergar el referendo revocatorio”, sostuvo.

Schiappa – Pietra analizó las diferencias entre los distintos paises de la región sobre la situación venezolana. Mientras que los países del Caribe apoyan aún al régimen de Maduro por haberse beneficiado con la venta de petróleo subsidiado, otros países han tenido una actitud más cauta. “El gobierno de Juan Manuel Santos tiene un compromiso democrático, pero está limitado por la negociación con las FARC porque Venezuela es garante del proceso de paz colombiano. En el caso argentino, Mauricio Macri se excedió en sus declaraciones iniciales, pero el gobierno argentino no ha respaldado este discurso, porque busca el respaldo de la postulación de su canciller a la Secretaría General de la Organización de las Naciones Unidas”, anotó. Mientras que, en el caso de Uruguay, resaltó el compromiso del gobierno y de Luis Almagro con la democracia y los derechos humanos, sin importar el color político.

Frente a las primeras reacciones del presidente electo peruano Pedro Pablo Kuczynski sobre el caso venezolano, el analista internacional sostuvo que “prefiero ser intransigente en la preservación de la democracia y los derechos humanos. En esa medida, reconozco lo dicho por PPK. Pero, a su vez, se requiere una dosis de realismo político que sus declaraciones no han tenido, dado que la salida a la crisis venezolana desde la OEA requerirá cierto consenso regional. Es de esperar que el señor Maduro tenga algún exabrupto frente al presidente electo”.

Finalmente, Schiappa – Pietra resaltó la necesidad de una salida pacífica a la crisis venezolana. “Lo que hay que evitar a toda costa y a todo costo en Venezuela es una ruptura violenta. Lamentablemente, el diálogo es extremadamente limitado porque no quiere dar un paso atrás en los términos definidos por Maduro, sobre todo, frente al referéndum revocatorio. Venezuela ya no resiste más frente a las crisis económica y política. Tal como ocurrió en el caso Fujimori, serán los propios ciudadanos venezolanos quienes deben decidir su destino”..

Tiempo Global toca temas de actualidad nacional e internacional, vinculados con las materias de trabajo de nuestro Instituto. Puedes escuchar aquí el programa completo:

(14.06.2016)

Deja un Comentario:

Nombres:

Correo electrónico:

Mensaje: