15/11/2020

[Pronunciamiento] La responsabilidad por estas muertes recae enteramente sobre las autoridades del gobierno impuesto por el Congreso

1.  El día de hoy, sábado 14 de noviembre, se ha confirmado la muerte de por lo menos dos personas como producto de la represión de la Policía Nacional contra los ciudadanos que se manifiestan pacíficamente contra la recientes destitución del Presidente de la República y la cuestionable instalación de un nuevo gobierno. La responsabilidad por estas muertes recae enteramente sobre las autoridades del gobierno impuesto por el Congreso. El Ministerio Público tiene la obligación de iniciar de inmediato una investigación fiscal sobre estos graves delitos.

2.  Desde el inicio de las manifestaciones las autoridades han ejercido una violenta represión contra la ciudadanía por medio de la Policía Nacional. Como parte de esto se ha registrado uso innecesario de gases lacrimógenos, disparos al cuerpo, cierres de vías con el peligro de causar pánico y conmoción, cortes de luz en los lugares de concentración y otros actos cuyo único fin es intimidar a los ciudadanos manifestantes y cuya evidente consecuencia es poner miles de vidas humanas en serio peligro.

3.  La conducta de las autoridades transgrede los principios básicos internacionalmente aprobados sobre uso de la fuerza pública, los cuales implican obligaciones del Estado peruano. Condenamos categóricamente los abusos que se vienen cometiendo contra la población, y exigimos una inmediata investigación y determinación de responsabilidades penales.

4. Las acciones desplegadas contra la población y las muertes ya ocasionadas deslegitiman completamente a unas autoridades cuya legitimidad ya era, en principio, cuestionable. El atentado contra el Estado de Derecho, contra los derechos humanos y contra la democracia que significa su presencia en el gobierno debe cesar de inmediato.

Sábado, 14 de noviembre de 2020

Deja un Comentario:

Nombres:

Correo electrónico:

Mensaje: