19/07/2016

Juan Carlos Ortecho: "No es extraño que los Juegos Olímpicos lleguen en medio de una atmósfera difícil"

Juan Carlos OrtechoTiempo Global, el programa de radio del Instituto de Democracia y Derechos Humanos de la Pontificia Universidad Católica del Perú, conducido por Ramiro Escobar, presentó, como cada semana, entrevistas sobre temas de actualidad nacional e internacional.

Juan Carlos Ortecho, periodista especializado en temas deportivos, dialogó con nuestro conductor sobre los eventos políticos y sociales que giran alrededor de la celebración de los Juegos Olímpicos 2016, que se llevarán a cabo en Río de Janeiro (Brasil) desde el 5 de agosto.

Ortecho comentó cual es el clima político y social que se vive en Brasil, a dos semanas del inicio de la principal competencia deportiva del planeta. “No es extraño que los Juegos Olímpicos lleguen en medio de una atmósfera difícil. Van a ser un éxito, pero hay problemas en Brasil. Tenemos la crisis política, con Dilma Rousseff suspendida en el cargo y cuya situación será definida luego de este evento. Ella estará en la inauguración junto a los expresidentes brasileños. Una segunda dificultad es el virus del Zika, dado que la Organización Mundial de la Salud recomendó postergar los Juegos, pero el pedido no fue atendido por las autoridades brasileñas. A ello debemos sumar la recesión económica, que no es tan fuerte como se pensaba, pero sí es cierto que la situación económica al obtener la sede era otra”.

Asimismo, Ortecho remarcó que los grandes eventos deportivos son aprovechados para realizar manifestaciones sociales que permitan visibilizar problemas de diverso tipo. “Actualmente, una encuesta registra que la mitad de ciudadanos en Río de Janeiro se encuentran en contra de los Juegos Olímpicos, pero es probable que cuando comiencen los mismos esta tendencia de rechazo se va a reducir. Hay que tener en cuenta, además, que el tema político siempre está alrededor de este tipo de eventos, pues los políticos buscan imponer su agenda. Debe considerarse que la obtención de la sede supone también un tema aspiracional. Brasil quería ser sede desde la década de 1930, Buenos Aires postuló a ser sede durante el gobierno de Perón. En América Latina, solo México había albergado los Juegos y, en el Hemisferio Sur, solo lo había conseguido Australia en Melbourne y Sydney. Los escenarios, actualmente, con excepción del velódromo, ya están listos”, anotó.

El periodista deportivo se refirió al reciente informe que involucra a funcionarios rusos en un caso de fraude sobre dopaje. “A raíz de una denuncia recaída en los Juegos Olímpicos de Invierno de Sochi, se logró descubrir que el Estado ruso organizaba un sistema de control de dopaje de los atletas de pista y campo, dirigido desde el Ministerio de Deportes. Se trata de un evento flagrante y masivo, que se ha podido conocer en toda su magnitud debido a las declaraciones del jefe de laboratorio. La comisión Mc Laren, a quien se encargó una investigación independiente sobre este tema, recomendó que se vete a todos los competidores de Rusia para participar en los Juegos Olímpicos de Río. En caso ello se produzca, es probable que varios atletas apelen al Tribunal Arbitral del Deporte para buscar participar a título individual y compitiendo con la bandera olímpica. Veo difícil que el Comité Olímpico Internacional suspenda a todo el equipo ruso, pero probablemente se haga con los competidores clasificados en atletismo”.

Ortecho también se refirió a los temas políticos y de seguridad ligados a los Juegos Olímpicos a lo largo de la historia. “Hasta ahora se recuerda el secuestro y posterior asesinato de atletas israelíes en Munich 1972. Posteriormente, Estados Unidos boicoteó los Juegos realizados en Moscú en 1980 por la guerra de Afganistán. Mientras que la Unión Soviética y el bloque socialista les devolvieron la moneda en el certamen realizado en Los Ángeles cuatro años después. Siempre han sido vehículo de una agenda política”. Frente al temor de un posible atentado terrorista, el periodista refirió que el servicio de inteligencia brasileño ya ha tenido asesoría israelí en temas de seguridad y que no es una preocupación tan fuerte como la que se tenía frente al virus del Zika, debido a la ausencia de una población musulmana importante en el vecino del este.

En la parte estrictamente deportiva, Ortecho señaló que los países que disputarán el primer lugar del medallero serán Estados Unidos y China. Este último país se viene posicionando en disciplinas como levantamiento de pesas, ciclismo, voley y basket. “Cuba viene en una situación decreciente en términos deportivos. Alemania tendrá protagonismo, pero no tanto como para disputar el primer lugar. Jamaica tiene una fuerte presencia en atletismo. Es seguro que Brasil va a superar su record histórico de medallas y el otro país sudamericano fuerte es Colombia, gracias a una política deportiva concentrada en diversas disciplinas”.

Finalmente, el periodista se refirió a la participación peruana: “Vamos con la delegación más nutrida desde 1968, considerando que no hay representantes de deportes colectivos. Francisco Boza será el abanderado y tiene posibilidades de medalla en Fosa Olímpica. Trece de nuestros deportistas son fondistas, con posibilidades de entrar entre los 15 a 20 primeros en sus respectivas competencias”.

Tiempo Global toca temas de actualidad nacional e internacional, vinculados con las materias de trabajo de nuestro Instituto. Puedes escuchar aquí el bloque completo:

(19.07.2016)